Aprueban en comisión Ley de Edificios y Espacios Cardioprotegidos en Yucatán

Proyecto propone la creación de "Espacios Cardioprotegidos"

Según la Asociación Estadounidense de Cardiología (AHA, sus siglas en inglés), el uso generalizado de desfibriladores permitiría salvar cada año unas 40.000 vidas más.

Yucatán cuenta con una nueva ley la cual podrá salvar vidas al implementar mecanismos de respuesta rápida los cuales permitan afrontar una emergencia médica como lo es, un paro cardíaco, al estar en edificios públicos o privados, así como en eventos los cuales tenga una concentración de personas mayor a 500 participantes.

En estos espacios se deberá contar, con Desfibriladores externos automáticos (DEA), los cuales al momento que una persona presenta un posible paro cardíaco, permite evaluar su condición y de ser necesario aplicarle atención que reanude los latidos cardíacos, salvándole la vida.

Así mismo se establece que los espacios designados cardio protegidos, deberán contar con personal adecuadamente capacitado en el uso de los desfibriladores, así como en reanimación cardiopulmonar y primeros auxilios con el claro objetivo de crear, difundir y mantener una adecuada cultura de prevención en salud en este tipo de padecimientos vasculares.

Sobre todos por los primeros respondientes en el lugar del evento, así como del apoyo del servicio de emergencias prehospitalarios, por ello la importancia de esta nueva ley.

De acuerdo a cifras de la Secretaría de Salud estatal, hasta el año 2019, 11.9 personas por cada 10 mil habitantes murieron a causa de infartos agudos al miocardio, esto es, unos 2 mil 700 ciudadanos durante ese año. Aunque en años anteriores, de 2017 a 2018, también fallecieron en Yucatán unas 2 mil 500 personas por infartos agudos al miocardio.

El legislador Manuel Díaz Suárez explicó que los edificios deberán contar al menos un desfibrilador externo automático (DEA), los cuales deberán estar a la vista, ser accesibles al público y con instrucciones claras, tanto en español como en lengua maya para que cualquier ciudadano pueda salvar la vida de otra persona en un momento de emergencia por una parada cardiaca.

No obstante, ante la pandemia del Coronavirus esta ley entrará en vigencia al concluir la misma y será gradualmente, con el paso de los meses, que se exigirá su cumplimiento en los 106 ayuntamientos de Yucatán.

Según la nueva ley, los espacios cardioprotegidos también deberán contar con personal capacitado en reanimación cardiopulmonar y primeros auxilios básicos y así estar a la altura de los mejores lugares del mundo.

 

 

 

 

Etiquetas  Cardioprotegido, DEA

Suscríbete a nuestro boletín para recibir ofertas y promociones

Fomas de pago